Está en:  » Inicio  » Conciertos  » Edición 2014

 

Edición 2014

Concierto


CANTAR DE AMOR: JUAN HIDALGO Y CONTEMPORÁNEOS EN LA CORTE DE FELIPE IV

Lugar


BAEZA, AUDITORIO DE SAN FRANCISCO

Fecha


SÁBADO, 6 DE DICIEMBRE DE 2014, 20.30 H.

Director


FAHMI ALQHAI

Intérprete


ACCADEMIA DEL PIACERE

Componentes


Juan Sancho, tenor

Rami Alqhai, violón

Johanna Rose, viola da gamba

Enrike Solinís, guitarra barroca

Javier Núñez, clave

David Jiménez "Chupete", percusión

Fahmi Alqhai, viola da gamba y dirección musical

(concepción, arreglos y adaptación del programa)

Programa


Gaspar Sanz (1640-1710) - Fahmi Alqhai

Pavana

Gallarda

Passacalle 

 

Juan Hidalgo (1614-1685)

¡Tonante Dios! (de La estatua de Prometeo)

(texto de Calderón de la Barca) 

 

¡Ay Amor, ay ausencia! (de Contra el amor desengaño)

(texto de Calderón de la Barca)

 

Trompicábalas Amor (de Los celos hacen estrellas)

(texto de Juan Vélez de Guevara)

 

Andrea Falconieri (1585-1656) 

Passacalle i Ciacona, a tre

 

José Marín (1618-1699)

No piense Menguilla ya

 

Juan Hidalgo

La noche tenebrosa (de Los celos hacen estrellas)

(texto de Juan Vélez de Guevara)

 

Manuel Machado (1590-1646)

Dos estrellas le siguen

 

Henry Butler (m.1652)

Improvisación sobre la Folía

División en re

 

Francisco Guerau (1649-1717/22) - Fahmi Alqhai 

Marionas

 

Juan Hidalgo 

Esperar, sentir, morir (de Ícaro y Dédalo) 

(texto de Melchor Fernández de León)

 

Rompa el aire en suspiros (recitativo a lo humano) 

 

Mateo Romero "Capitán" (1575-1647)

Ay que me muero de zelos 

 

Anónimo (siglo XVII) - Fahmi Alqhai

Marizápalos 

 

Mateo Romero "Capitán"

Romerico florido

 

Juan Hidalgo 

Ay que me río de Amor (de Los juegos olímpicos)

(texto de Agustín de Salazar y Torres)

 

 

CONMEMORACIÓN DEL IV CENTENARIO DEL NACIMIENTO DE JUAN HIDALGO (1614)

 

Juan Sancho actúa a beneficio del Proyecto "Bana Ya Poveda" Niños de la calle. Kinshasa (El Congo), promovido por la Institución Teresiana.

 

EN COPRODUCCIÓN CON EL CENTRO NACIONAL DE DIFUSIÓN MUSICAL

 

 

Notas programa


Cantar de Amor

 

Juan Ramón Lara

 

Es asunto conocido y de no fácil explicación que las artes florecieron gloriosamente en la España del XVII, en plena decadencia material y moral del país. Tal vez ese apogeo de la pintura, la imaginería y la arquitectura fuese parte implicada en su ruina económica, pues el hoy llamado postureo era un comportamiento bien conocido entre los arruinados nobles hispanos, al menos desde las famosas migas en la barba del hidalgo del Buscón —o sea del Lazarillo, que tanto da—, quienes se gastaban el oro de América, por llegar o no llegar, en fastos, palacios, retablos y retratos.

 

La música no fue ajena a esa fulgurante gloria. Aunque menos conocidos que los Guerrero y Morales —y no digamos que Murillo o Velázquez—, los compositores españoles del primer Barroco fueron respetados en Europa por su calidad y por la singularidad de su estilo: al tiempo que trataba de mantener sus lejanas fronteras en Nápoles, Portugal o América, la catoliquísima monarquía de los Austrias cerraba fronteras a las heréticas influencias forasteras, de modo que su música se hizo original a la fuerza, sin más fuentes de las que beber que la tradición, el folclore y cierto influjo de esos virreinatos ultramarinos, notablemente a través del Mediterráneo. Mantuvo y desarrolló así la música española características propias: instrumentos casi exclusivos como la guitarra y el arpa, armonías únicas, ritmos cruzados entre el binario y el ternario muy raros de sentir fuera, formas propias como el villancico y el romance, o directamente populares como la jácara y la seguidilla, y danzas de allende los mares copiadas luego en media Europa como las folías, la chacona, la zarabanda...

 

El personaje musical dominante de la Corte española fue sin duda Juan Hidalgo, de cuyo nacimiento celebramos en 2014 el cuarto centenario y que es comparado a veces con el francés Lully y el inglés Purcell como fundador de una tradición musical dramática vernácula a la que (como en Purcell) no sería riguroso, ni importa gran cosa, llamar operística: entre sus obras hay unas pocas íntegramente cantadas, esto es, verdaderas óperas, pero también zarzuelas y tonos humanos insertos en comedias. Si la forma de sus canciones es sencilla, sutil es la urdimbre de la melodía y su relación con la palabra, y originales sus recitativos en boca de figuras divinas. Arpista de la Capilla Real durante casi toda su larga vida, Hidalgo tuvo la fortuna de trabajar codo con codo junto al gran Calderón de la Barca, y de contar con una fértil imaginación melódica con la que regó sus recitativos y sus tonos humanos; nosotros tenemos la desgracia de que la mayor parte de su obra fue destruida en el incendio del Alcázar de Madrid de 1734, y disfrutamos apenas de legajos sueltos aquí y allá de la que fue una gran obra.

 

No fue Hidalgo, claro está, un verso suelto: otros compositores vocales de primer nivel de aquella corte a los que hoy escucharemos fueron el aventurero José Marín (compositor, tenor, clérigo y homicida), el portugués de nacimiento Manuel Machado, o el liejense autor sacro Mateo Romero, todos bien adaptados, claro está, a las peculiaridades musicales españolas. Más fácil es rastrear los estilos foráneos en la música instrumental de las cortes de los dominios españoles: el violagambista inglés Henry Butler (en Madrid Enrique Botelero) trajo las divisions inglesas, y el napolitano Falconiero, al servicio de la Corte virreinal de su ciudad, mezcló lo hispano con el nuevo estilo violinístico italiano. Pero ya entonces conocía su primer apogeo el que estaba destinado a ser el instrumento nacional, la guitarra, presente también entonces en Italia y que en manos de Gaspar Sanz, Guerau y tantos otros supo recoger los compases y formas de la música popular y adaptarlos a su idioma característico, lleno de recursos propios, desde la polifonía estricta al rasgueo. Y es que la guitarra es el mejor resumen de la música de esa España: vernácula, de raíces populares, rítmica, flexible, fascinante... y tal vez un poco incomprensible para el extranjero, salvo para nuestros hermanos transalpinos.

 

En 1685, año del nacimiento de Bach, Händel y Domenico Scarlatti, era enterrado Juan Hidalgo en la parroquia donde había sido bautizado, la madrileña de San Ginés; en el mismo momento de escribir estas notas, 329 años más tarde, ese honor póstumo está siendo dedicado a Isidoro Álvarez, presidente de El Corte Inglés. O tempora, o mores.

 

 

TEXTOS

 

¡Tonante Dios!

Recitativo [Minerva]

¡Tonante Dios!

Cómo permites que enmiende

una culpa otra mayor,

es menos delito que

la discordia hurte tu voz

que el que hurte

un pequeño rayo al sol

que traizión, como falsear

tus decretos ni que horror

como que tenga más pena

que un robo que una traizión

a su soberano solio

llegue este justo clamor,

mas para que si primero

llegar yo puedo.

 

[Palas]

Eso no,

porque hasta que executado

esté en ambos mi rencor

y veas quien a su alumno

puso en más estimación

para que tú no lo impidas

sabré detenerte yo

también yo sabré romper

tu lazos que represión

tan vana con Palas

a tus fuerzas pues porque no

porque a par del mismo Marte

Diosa de las armas soy

yo de las letras mortales

ved si entre ingenio y valor

más que la fuerza del brazo

vale la de la razón,

suelta tirana no pude,

ay de mí impedirla, no,

aqueso te desconfíe

por más que vuele veloz.

 

Coplas

Que antes que Júpiter llegue

su llanto y mi acusazión

habrás conseguido tú

de entrambos la destruizión.

 

Y díganlo en pavorosos

ecos de fúnebre son

ronca la trompa bastarda

destemplado el atambor.

 

A cuyo compás que sirve

al suplizio de pregón

ella viene acompañada

del juvenil esquadrón.

 

De las zagalas del valle

y el del popular rumor

del demás pueblo diciendo

de unos y de otros el clamor.

 

¡Ay amor, ay ausencia..!

¡Ay amor, ay ausencia,

ay dulce dueño,

que te buscan mis ansias

y sólo encuentro

un dolor muy hallado

de que te pierdo!

 

Salid, pena mía

no ahogue el silencio

el blasón ilustre

del origen vuestro.

Salid, pena mía.

Vivid pues yo muero.

 

La queja ni el llanto

no alivia el tormento,

pues nunca en los males

fue cura el desvelo.

Salid, pena mía.

Vivid pues yo muero.

 

La voz del dolor

confirma el afecto,

cuando al corazón

responde con ecos.

Salid, pena mía.

Vivid pues yo muero.

 

Callar pena igual

es necio respeto,

que hay males en quien es

mal no tenerlos.

Salid, pena mía.

Vivid pues yo muero.

 

Trompicábalas, amor

Trompicábalas, amor

a las niñas de Barajas

y cómo las trompicábalas.

 

Trompicábalas con celos

que son del descuido trampas

pues a pesar de lo frío

aún a los viejos abrasan.

 

Trompicábalas con juegos

que son del descuido trampas

y tan sazonadas burlas

que suelen picar que rabian.

 

Barajábalas Amor

a las mozas de Barajas.

y cómo las barajábalas.

 

No piense Menguilla ya

No piense Menguilla ya

que me muero por sus ojos

que he sido bobo hasta aquí

y no quiero ser más bobo.

 

Para qué es buena una niña

tan mal hallada entre pocos

que no está bien con el fénix,

porque le han dicho que es solo.

 

Oh, qué lindo modo

para que la dejen unos por otros.

 

El mal gusto de Menguilla

es una casa de locos

el tema manda al deseo

vaya la raçón al rollo.

 

Mucho abandona lo vano

si poco estima lo hermoso

la que por ser familiar

no repara en ser demonio.

 

Oh, qué lindo modo….

 

Yo no he de querer en bulla

que es una fiesta de toros

donde a silbos se condena

quien piensa ser más dichoso.

 

Desigualdad y capricho

no deja el manco ni cojo

Porque a cuenta de lo lindo

no admite lo licencioso.

 

Oh, qué lindo modo….

 

La noche tenebrosa

La noche tenebrosa

que en sombras se delata

y con luces de plata

no acierta a ser hermosa,

madre de la pereza,

en el descanso olvida la tristeza.

 

El triste enamorado,

que, ausente de su gloria,

teme que la memoria

su fineza ha olvidado,

y, aunque en ansias tropieza,

en el descanso olvida la tristeza.

 

El pajarillo amante

que de un ingrato olvido

halló en ajeno nido

las señas de inconstante,

aunque a gemir empieza,

en el descanso olvida la tristeza.

 

La fiera que, aunque calla

silvestres regocijos,

cuando pierde los hijos

sólo bramidos halla,

rendida su fiereza,

en el descanso olvida la tristeza.

 

El preso que arrojado

mira a pesar del gusto

con libertad el susto

y sin ella el cuidado,

cuando horrores bosteza,

en el descanso olvida la tristeza.

 

La viuda tortolilla

que soledades llora

despertando al aurora

su amorosa mancilla,

ya que no la fineza,

en el descanso olvida la tristeza.

 

 

Dos estrellas le siguen

Dos estrellas le siguen,
morena, y dan luz al sol.
Va de apuesta, señora,
morena, q'essos ojos son.

 

Esperar, sentir, morir

Esperar, sentir, morir

Porqué más iras buscas que mi tormento,

Si en su siempre callado dolor atento,

Yo propio me castigo lo que me quejo?

Esperar, sentir, morir, adorar...

 

¡Porque en el pesar de mi eterno amor

Caber puede en su dolor!

Adorar, morir, sentir, esperar...

 

Vive tú, muera quien tanto siente

Que sus eternos males la vida crecen,

Y solamente vive porque adece.

Esperar, sentir, morir, adorar...

 

¡Porque en el pesar de mi eterno amor

Caber puede en su dolor!

Adorar, morir, sentir, esperar...

 

Rompa el aire en suspiros

Rompa el aire en suspiros,

queja sin voz, y voz de mi silencio

templada con el llanto

porque no abrase la región del viento.

De las supremas luces

en su crueldad me quejo:

¡dioses de la hermosura,

si labráis imposibles, haced ciegos!

¡Borradme la razón!,

que, si es, en mi dolor, influjo vuestro,

¡quitarme el albedrío!

¿Para qué quiero yo el entendimiento?

La beldad de Narcisa adoro

entre las aras de un incendio,

en cuyo sacrificio

aún de temeridad se viste al ruego

que a imaginar no alcanzo

de tu hermosura el soberano imperio,

que, al querer contemplar,

se me turba también el pensamiento.

Retratada con el alma,

idolatro, la admiro y me suspendo.

¿Cuál será la fatiga,

dónde es la diversión?

El sentimiento callo,

y, por más desgracia,

en lo mismo que callo.

No, no merezco,

que aunque quiera decirlo

no sé cómo se llama mi tormento.

Ejemplo, y no milagro

de tu deidad, en el hermoso templo,

a un corazón de bronce,

rendido colgaré de cera un pecho.

 

¡Ay, que me muero de zelos

¡Ay, que me muero de zelos

de aquel andaluz!

Háganme, si muriere,

la mortaja azul.

 

Copla

Sólo a darme guerra

passó, madre mía,

del Andalucía,

mi morena sierra.

Fué de Ingalaterra

su fingida fe;

pero nunca fuese,

que es tan común:

háganme, si muriera,

la mortaja azul.

 

Romerico florido

Romerico florido coge la niña

y el amor de sus ojos perlas cogía.

La que es el lucero de nuestro lugar,

flores va a buscar de amor verdadero

y la del romero que es azul y blanca,

cual la mano franca de quien la coge,

coge la niña...

 

¡Ay que me río de amor!

Ay, que me río de amor,

escuchen, atiendan

verán lo que importa

seguir mi opinión.

 

Dicen que al que quiere bien,

luego la razón quitó;

con que solo el que no quiere,

es el que tendrá razón:

ay, que me rio de amor.

 

Todos del amor se rían,

mas con una distinción,

que es bueno burlarse de él,

mas burlarse con él, no:

ay, que me rio de amor.

 

Inclinación natural

dicen que causa su ardor,

mas quien lo dice, no dice

como es mala inclinación:

ay, que me río de amor.

Curriculum Intérprete


Fahmi Alqhai, director. Fahmi Alqhai es considerado hoy como uno de los más importantes intérpretes de viola da gamba del mundo y uno de los mayores renovadores de la interpretación de la música antigua, gracias a su concepción arriesgada, personal y comunicativa del acercamiento a los repertorios históricos. Nacido en Sevilla en 1976 de padre sirio y madre palestina, pasa sus primeros once años de vida en Siria, donde comienza su formación musical a muy temprana edad. Más tarde en España estudia de manera autodidacta hasta ingresar en 1994 en el Conservatorio Superior de Sevilla "Manuel Castillo" para estudiar la viola da gamba con Ventura Rico. Continúa su formación en la Schola Cantorum Basiliensis (Basilea) y el Conservatorio della Svizzera Italiana (Lugano) guiado por los maestros Paolo Pandolfo y Vittorio Ghielmi, respectivamente. Paralelamente obtiene la Licenciatura de Odontología por la Universidad de Sevilla. Ya en 1998 comienza su carrera de solista, especializándose en el repertorio alemán para la viola da gamba; sus versiones de las sonatas de viola da gamba y clave obligado de Johann Sebastian Bach, grabadas en 2004 junto a Alberto Martínez Molina, han tenido en todas sus actuaciones una inmejorable crítica tanto por el público como por la prensa especializada. En 2002 funda Accademia del Piacere junto a la soprano Mariví Blasco, conjunto del que es director. Es también fundador, junto a su hermano Rami Alqhai, del sello discográfico Alqhai&Alqhai, con el que ha producido y grabado cuatro CDs de Accademia, dos de ellos dedicados al Seicento italiano (Le Lacrime di Eros, Premio Prelude Classical Music 2009, y Amori di Marte) y un tercero a la música virtuosa para viola da gamba de Marais y Forqueray (nominado a los International Classical Music Awards 2011). En 2012 Fahmi Alqhai recibió el Giraldillo a la Mejor Música de la Bienal de Flamenco de Sevilla 2012 por la música de su cuarto CD, Las idas y las vueltas, junto al cantaor Arcángel. Como director de Accademia del Piacere, Alqhai ha actuado en lugares como el Konzerthaus de Viena (Austria), el Konzerthaus de Berlín, la Philharmonie de Colonia (Alemania), la Fundación Gulbenkian de Lisboa (Portugal), el Parco della Musica de Roma (Italia), el Auditorio Nacional de Madrid (España), el Festival Internacional Cervantino de Guanajuato (México) y muchos otros. En 2014 presenta en Glossa su primer CD a solo, A piacere, cuya renovadora concepción de la viola da gamba histórica recibe una excelente acogida en España, Alemania y toda Europa. Para la revista británica Gramophone es un CD "extraordinario" que "lleva la viola da gamba a un nuevo terreno de gozoso potencial", y "un feliz tributo a todo lo que la viola pudo haber sido, y puede aún ser". Requerido desde muy joven por las mejores formaciones del panorama internacional de la música antigua, ha sido integrante habitual de numerosos y afamados conjuntos, tales como Hespèrion XXI (Jordi Savall) o Il Suonar Parlante (Vittorio Ghielmi). Es miembro fundador de More Hispano (Vicente Parrilla). Con ellos, con Accademia del Piacere y en recitales a solo ofrece regularmente conciertos en las mejores salas de Europa, Japón, EEUU y Latinoamérica. En calidad de solista ha actuado con orquestas de la talla de Orquesta Nacional de España, Orquesta Filarmónica de Galicia, Ensemble Vocal de Lausanne (Michael Corboz), Orquesta Barroca de Sevilla y Al Ayre Español, entre otras. Realiza además incursiones en el campo de la música contemporánea y el jazz con artistas de la importancia de Uri Caine. Ha realizado numerosas grabaciones para sellos discográficos (Alia Vox, Glossa, Winter & Winter, Tactus, Arsis, Enchiriadis, etc.), televisiones y radios de Europa, Asia y América. Desde 2009 es director artístico del FeMAS, Festival de Música Antigua de Sevilla.

 

Juan Sancho. Nace en Sevilla, donde comienza sus estudios de piano con María Floristán. Más tarde se gradúa en la especialidad de Canto Histórico en la Escola Superior de Música de Catalunya (Barcelona) con Lambert Climent. Posteriormente trabajará con Raphaël Sikorski (Laboratoire de la Voix, París) y con Raúl Giménez (Barcelona). Entre los directores para los que ha cantado sobresalen Michel Corboz, William Christie, Gustav Leonhardt, Fabio Biondi, Jordi Savall, Diego Fasolis, Andrea Marcon, Alan Curtis, Richard Egarr etc. Ha cantado con prestigiosas orquestas europeas como la Orchestra del Maggio Musicale Fiorentino, Orchestre de Chambre de Lausanne, Orchestra della Svizzera Italiana, Orquesta Sinfónica de Euskadi, Real Philarmonia de Galicia, Orquesta Filarmónica de Málaga etc. Así mismo, ha sido invitado por numerosas orquestas barrocas, entre las que destacan Concerto Köln, The Academy of Ancient Music, Les Arts Florissants, Accademia Bizantina, Venice Baroque Orchestra, Orquesta Barroca de Sevilla, Le Concert des Nations, Hespèrion XXI, Europa Galante, Il complesso barocco etc. Ha realizado su debut en varias de las salas y casas de ópera más emblemáticas del panorama internacional como Teatro alla Scala (Milán), Teatro Real (Madrid), La Fenice (Venecia), Teatro Nacional de Praga, Barbican Center (Londres), Palais des Beaux Arts (Bruselas), Alte Oper (Frankfurt), Auditorio Nacional (Madrid), Palau de la Música (Valencia), Salle Pleyel (París), Opéra Comique (París), Cité de la Musique (París), Auditori (Barcelona), Opéra National du Rhin (Estrasburgo), Opéra National de Lorraine (Nancy), Lincoln Center (Nueva York), Teatro de la Maestranza (Sevilla), Fundação Gulbenkian (Lisboa), Oper Köln, Kursaal (San Sebastián) etc. Igualmente, ha actuado en prestigiosos festivales como Festival d'Ambronay, Maggio Musicale Fiorentino, Quincena Musical de San Sebastián, Festival de Granada, Festival de Música Antigua de Amberes etc. Sus actuaciones han sido emitidas por televisiones como Mezzo, Arte, France 3 y por emisoras de radio como BBC, Radio France, Radio Nacional de España, Klara (Bélgica), Radio Televissione Svizzera Italiana, Radio Télévision Suisse, etc. Entre sus grabaciones de CD o DVD destacan Alessandro de Handel (Decca), la trilogía de Monteverdi con William Christie y Les Arts Florissants desde el Teatro Real (Dynamics y Virgin) y Virtù di strali d'Amore de Cavalli con Fabio Biondi (Naxos). Ha debutado en roles de ópera y oratorio de Rossini, Mozart, Vivaldi, Bach, Porpora, Monteverdi, Boccherini, Vinci y Händel. Entre sus futuros compromisos cabe destacar Farnace de Vivaldi y Artasserse de Leonardo Vinci en la Opéra Royal de Versailles con Concerto Köln, Un turco in Italia en el Festival d'Aix-en- Provence bajo la dirección de Marc Minkowski, Alessandro de Händel en Megaron (Atenas, Opéra Royal de Versailles, Festival Händel de Halle, Theater an der Wien, Salle Pleyel, Concertgebow Amsterdam y el Festival Enescu (Bucarest), la Pasión según san Juan en el Palau de la Música (Barcelona) en el papel de evangelista, la Misa en si menor de Bach en el Liederhalle de Stuttgart, La princesse de Navarre en el Teatro de la Maestranza bajo la dirección de Hervé Niquet, su reaparición en el Palais de Beauxarts (Bruselas) bajo la dirección de Skip Sempé etc. En 2010 fue galardonado con el premio especial por interpretación de Lied y Mélodie française en el Festival Internacional de Canto "Julián Gayarre" (Pamplona).

 

Accademia del Piacere. La valentía de sus innovadores proyectos, la capacidad técnica de sus músicos y la fuerte personalidad artística de su director han hecho de Accademia del Piacere el grupo de vanguardia de la música antigua española y uno de los punteros en Europa. Desde sus comienzos en 2002, dedicados al repertorio alemán del XVIII, Accademia del Piacere ha profundizado y revelado nuevos matices en repertorios fundamentales de la música histórica, como el Seicento italiano, al que ha dedicado sus discos Le Lacrime di Eros (Premio Prelude Classical Music 2009) y Amori di Marte, centrado en el Combattimento di Tancredi e Clorinda de Monteverdi (Disco Excepcional Scherzo 2011 y CD Tipp en Toccata Magazine, Alemania), o la música de cámara francesa de la corte del Rey Sol, registrada en Les violes du Ciel et de l'Enfer (nominado al premio de la crítica europea international Classical Music Award 2011). En todos ellos, la crítica ha destacado el fascinante y directo poder de comunicación hacia el público de Accademia, gracias a su concepción de la música histórica como algo vivo, lleno de emociones que sus músicos interiorizan como propias y transmiten al espectador. En 2011 Accademia del Piacere convulsionó el mundo de la música histórica con Las Idas y las Vueltas, una incursión por el mundo del flamenco y sus conexiones con la música barroca realizada en colaboración con el cantaor Arcángel, que le valió el Giraldillo a la Mejor Música de la Bienal de Flamenco de Sevilla 2012 y un gran éxito discográfico a nivel europeo como cuarto CD del sello fundado por Fahmi y Rami, Alqhai&Alqhai. Igualmente valiente es su siguiente proyecto discográfico, que revive el apasionante mundo de la improvisación en la España del 1600: Rediscovering Spain (2013), donde de nuevo Alqhai y Accademia arriesgan y ofrecen nuevas glosas al público de hoy. El reconocimiento a nivel español y europeo ha valido a Accademia su presencia en los escenarios más prestigiosos de la música clásica europea y mundial. Entre otros muchos, ha visitado recientemente el Konzerthaus de Berlín y el de Viena, la Philharmonie de Colonia, el Festival Händel de Halle, la Fundação Gulbenkian de Lisboa, el Festival de Música Antigua de Brujas, el Auditorio Nacional de Madrid y el Festival Internacional Cervantino de México, además de otros muchos festivales de Holanda, Alemania, Bélgica, Suiza, España... Los conciertos de Accademia del Piacere son regularmente emitidos en directo por la Unión Europea de Radiodifusión desde sus emisoras asociadas, como RNE, NDR de Alemania, Radio della Svizzera Italiana o la Radio Checa, y han aparecido en múltiples emisiones televisivas.

 

Accademia del Piacere recibe el apoyo de:

 

Volver atrás

           logotipo facebook   logotipo twitter

logo úbeda y baeza patrimonio de la humanidad

logo rema

logo fest clásica

logo premio publico

CSIC