Está en:  » Inicio  » Conciertos  » Edición 2008

 

Edición 2008

Concierto


Un Drama en Música del período napoleónico: Compendio Sucinto de la Revolución Española (1815) de Ramón Garay

Lugar


Úbeda, Auditorio del Hospital de Santiago

Fecha


Lunes, 8 de diciembre de 2008, 12.30 h.

Director


Albert Recasens

Intérprete


LA GRANDE CHAPELLE & CORO DEL FESTIVAL

Componentes


SOLISTAS
Ángel, soprano - María Eugenia Boix
España, mezzosprano - Marina Rodríguez Cusí
Patriota, tenor - Juan Sancho
Afrancesado, bajo - Jonathan Brown

CORO DE CÁMARA DEL FESTIVAL
Magdalena Padilla, Ana Puche, Jane Harrington - sopranos
Elisenda Arquimbau, Daniel Collins, Elena Ruiz - contraltos
Albert Casals, David Hernández Anfruns, Nacho Rodríguez - tenores
Pablo Acosta, Germán de la Riba, Marc Pujol - bajos

LA GRANDE CHAPELLE
Madeleine Easton (concertino), Gabriel Grosbard, Blai Justo, Foskien Kooistra,
Nicolas Penel, David Rabinovitch, David Wish - violines
Patricia Gagnon, Diane Chmela - violas
Robin Michael, Ulrike Brütt - violonchelos
Héctor Castillo - contrabajo
Toni Salar Verdú, Juan Ullibarri Galparsoro - clarinetes
Wouter Verschuren, Monika Fischaleck- fagots
Erwin Wieringa, Anneke Scott - trompas
Giuliana Retali, pianoforte y asistente de dirección
Albert Recasens, director

Programa


Introducción
Sinfonía concertante
1. Coro El cielo se admire

ACTO I

Escena 1ª: Prisión del Rey
2. Recitado (Ángel): Oh España, nación esclarecida
3. Aria (Ángel): Cuando el pueblo de Israel

Escena 2ª: El dos de mayo
4. Recitado (Patriota): ¿Qué es esto, Madrid leal?
5. Aria (Patriota): Al gusto más excesivo
6. Recitado (Patriota): Oh día de ira
7. Canción (Coro): ¡Cantad patriotas!

Escena 3ª: Excitación al levantamiento de las provincias
8. Recitado (España): Provincias leales del rey amantes
9. Copla (Coro): ¡Alerta, alerta españoles!

Escena 4ª: Levantamiento casi general de la nación
10. Recitado (España): ¡Oh día de San Fernando!
11. Aria (España): De todo español

Escena 5ª: Batalla de Bailén
12. Recitado (Ángel): Soldados, llegado es el día
13. Canción (Coro): Las avanzadas se vuelven (Batalla de Baylén)
14. Recitado (España): En efecto diez y ocho mil y más enemigos
15. Canción (Coro): Ilustres guerreros

Escena 6ª: Movimiento de Madrid al saber la batalla de Bailén
16. Recitado (Afrancesado): ¡Qué inquietud hay en la corte!
17. Aria (Afrancesado): ¿Qué desgracia me sucede?

Escena 7ª: Entrada de las tropas en Madrid
18. Canción (Coro): ¡Viva la tropa valiente!

Escena 8ª: Encuentro de los ejércitos en Castilla
19. Recitado (Patriota): A la margen del Ebro caudaloso
20. Coplas (Patriota y España): Señor Dios de las alturas


ACTO II

Escena 1ª: Madrid y casi toda la España oprimida
21. Recitado (Patriota): ¡Oh qué grande rigor y eficacia!
22. Canción (Coro): Por más terreno que ocupes

Escena 2ª: Lamentos de la España oprimida
23. Recitado (España): ¡Oh cuan grande es mi aflicción!
24. Aria (España): Inundada de tristeza

Escena 3ª: Sucesos victoriosos
25. Recitado (España, Ángel y Patriota): ¡Oh España suspende el llanto!
26. Aria (Patriota): Al galo altivo

Escena 4ª: Entrada de los ejércitos en Francia
27. Canción (Coro): Las tropas se internan

Escena 5ª: Rescate del rey y su vuelta a España
28. Recitado (Coro): España, de tu dicha y contento

Resumen de la obra en coplas
29. Coplas al Rey (Coro): Fernando querido

Escena Final
30. Canción (Coro): Y pues días tan felices


CONCIERTO EN COPRODUCCIÓN CON LA SOCIEDAD ESTATAL
DE CONMEMORACIONES CULTURALES

CON LA COLABORACIÓN DE ÓPERA DE OVIEDO

Transcripción y edición: Pablo Pacheco Torres
(Miembro del Grupo de Investigación "Patrimonio musical de Andalucía")
Revisión: Pedro Jiménez Cavallé (Universidad de Jaén)

FUENTES MUSICALES
Archivo Histórico Diocesano de Jaén, signaturas 39/8 y 62/12
Biblioteca del Palacio Real de Madrid, Mus. Mss. 441

FUENTE LITERARIA
Compendio sucinto de la revolución española.
Obra en dos actos puesta en música por D. Ramón
Garay. Madrid, Imprenta de la viuda de Barco, 1815
(Biblioteca del Instituto de Estudios Giennenses, signatura D-5056)

Notas programa


Pedro Jiménez Cavallé
Ramón Garay, un asturiano en Jaén

Ramón Garay Álvarez (1761-1823), natural de Avilés, recibió su primera formación de su padre, organista de Covadonga, entrando por ello directamente de salmista en la Catedral de Oviedo, donde estudió con el organista Juan Andrés de Lombida y con el maestro de capilla Joaquín Lázaro, hasta que en 1785 se marchó a la Corte a perfeccionarse en el órgano y en la composición con el maestro y organista de la Capilla Real, José Lidón. En 1787 fue nombrado, tras oposición, maestro de capilla de la Catedral de Jaén, ciudad donde vivió hasta el año 1823 en que murió. En Madrid encontró el ambiente propicio para conocer la música de Franz Joseph Haydn, ya que la obra del austríaco era habitual en las sesiones de música del Palacio Real y en el seno de las principales familias nobles; una de ellas, la de la Condesa-Duquesa de Benavente, estaba dotada de una orquesta dirigida por el maestro de Garay, José Lidón, e interpretaba obras de Haydn. Durante su magisterio jiennense compuso, además de la música religiosa a la que estaba obligado, diez sinfonías y una ópera, que le dieron cierta fama en su época hasta el punto de que Fernando VII le invitó a la Corte a dirigir su orquesta.

La obra sinfónica de este maestro se ha ido recuperando poco a poco desde que en el año 1985 se interpretara una de sus sinfonías en el Festival Internacional de Granada. Con posterioridad, conjuntos como la Orquesta Barroca de Sevilla, la de la Comunidad de Madrid, la Orquesta de Cámara de Israel o la Orquesta Concerto Brandemburg de Berlín, se han hecho cargo de su obra; ahora le llega el turno a su ópera Compendio sucinto de la revolución española. Ésta es hija de una época que el autor vivió y sufrió. Todos los sucesos que llevaron a la subida al trono del rey intruso José Bonaparte y la "revolución" o rebelión del pueblo español para expulsar al francés, propiciando la vuelta de Fernando VII, fueron vividos de alguna manera por nuestro maestro en Jaén, desde que el odio al invasor se manifestó en la plaza de la Audiencia ante la casa del corregidor Antonio María de Lomas, en mayo de 1808. Como miembro del cabildo tuvo que hacer aportaciones económicas por contribución de guerra, sufrir las ausencias de sus músicos al estar incorporados a filas, o cantar el Te Deum por la Batalla de Bailén o por la salida del Rey de Valencia. También tuvo que estar con su música; así se ordenó, en la entrada sin resistencia en Jaén del rey José I, en 1810, cuando éste se disponía a invadir Andalucía.

Garay era un compositor con oficio suficiente para abordar cualquier género, como es el caso de la ópera que hoy tratamos. Antes de escribir ésta, había compuesto, en cantidad suficiente, obras que, en cierto modo, le preparaban para hacerlo en el género dramático; todos sus elementos (el aria, el recitativo, las coplas?) estaban ya experimentados en obras religiosas anteriores. Y la obertura, como género sinfónico, iba ya precedida de siete de sus sinfonías. El manejo de los recursos orquestales combinados con los vocales era una práctica antigua para él, vivida y aprendida en la catedral ovetense, y experimentada en la de Jaén con sus propias obras.

Dominador de la orquesta y del coro, y del coro combinado con la orquesta en las obras de música religiosa, lo hace aquí a través de diálogos, de juegos sonoros, de contrastes entre voces e instrumentos, dando un gran interés a su obra. Un ejemplo lo tenemos en el coro, que aparece en la Introducción a la ópera, en la frase "los prodigios grandes que el Dios de justicia?" donde hay escalas contrapuestas en las voces e instrumentos, y en otro episodio, como es esa especie de canto a la Naturaleza que constituye el pasaje de "Los ríos, las fuentes, los montes, los valles, las plantas, las flores", donde los diseños musicales, tanto de voces como de instrumentos, contrastan entre sí produciendo todo un laberinto polirrítmico que retrata la naturaleza viva.

Si en las voces es un maestro, no lo es menos en la orquesta, con ese manejo de todos los recursos instrumentales de los distintos grupos, liderados por la cuerda, que era el motor del conjunto orquestal clásico, y donde no faltan los pasajes punteados y en pizzicato que alternan con el arco. Las trompas, aunque están supeditadas a reflejar el entramado armónico tomando el natural relevo del bajo continuo barroco o apoyándolo, no se limitan a ello, como ocurre en el compás 91 de la obertura, donde toman el protagonismo temático. Los clarinetes alternan con la cuerda, a quien relevan en muchas ocasiones de su preeminencia orquestal. Para conseguir el dramatismo que el texto presenta, Garay recurre tanto a los inesperados cambios armónicos y tonales como a la agógica; los cambios de compás y tiempo dentro de una misma pieza son frecuentes, así como los de dinámica: contrastes de fuerte y piano, uso del crescendo, etc.

La división de la obra en recitados y arias o coplas es la tradicional. El recitado para narrar los acontecimientos y el aria para una expresión sentimental de los personajes. Se observan en el recitado pasajes modulantes con algún intervalo de séptima disminuida al final de algún elemento fraseológico o en torno a la cadencia.

Garay trata de representar con la música el sentido del texto, como ya lo había hecho en su producción religiosa. Los figuralismos musicales del texto dan lugar a verdaderos pasajes descriptivos de gran efecto: en el nº 3 (Recitado del Patriota), se observan varios, como "en triunfo el más luciente", expresado en un cambio de tiempo (Allegro); en "la tormenta más negra" aparecen unas "fusas" en las cuerdas sobre notas repetidas; en "mi lengua titubea" y en "trémulo el labio" advertimos un diseño de cuatro semicorcheas y una corchea con silencio repetido. En el nº 11 (Recitado del Ángel), aparece la frase de "cobarde retrocede velozmente" figuralizado por una serie de semicorcheas. La Batalla de Bailén (nº 12) no puede por menos que justificarse en plan descriptivo; así lo piden frases como "Ya se cruza el tiroteo" o "Artilleros, fuego"; en esta pieza la orquesta suena como una llamada de trompetas.

Junto a la forma de aria aparece la de la canción con la tradicional forma de estribillo (canción), copla y estribillo. En la Copla del nº 17, para coro, alterna una frase en estilo homófono ("Viva la tropa valiente", que es una aclamación apropiada para dicho tratamiento) con otra en estilo imitativo ("alejando nuestros males", cuyo significado implica un cambio gradual representado por las voces que van apareciendo en dicho estilo). Las Coplas (nº 28) son de una gran belleza y plasticidad, cantando al rey Fernando que por fin gobierna a su Reino; el dramatismo de piezas anteriores ha desaparecido aquí cantándose a la paz en calma. Entre las Arias destacamos la que aparece en el nº 4, a cargo del Patriota; es de una indudable belleza, escrita en un claro estilo galante y de carácter cantable.

El Final (nº 30) de la obra, que es un clásico concertante, recoge todos los elementos vocales, solistas y coro, junto a los orquestales; es una acción de gracias de cierto carácter triunfal, apoyada en la frase "concluyamos repitiendo Gloria a Dios en las alturas".



Pablo Pacheco Torres
Fuentes y estructura del Compendio

Compendio sucinto de la revolución española es una obra que data de la segunda década del siglo XIX. El libreto se editó en 1815 y es bastante probable (dado los acontecimientos que se narran en dicha obra) que la composición de la música también quedase finalizada en este mismo año. El hecho de que esta obra se terminase de componer una vez que ya habían acabado los acontecimientos de la Guerra de la Independencia española (1808-1814) aclara en gran medida la ideología plasmada en esta composición musical: nuestro monarca Fernando VII "El Deseado" retornó al trono español en 1814, tomando como una de las primeras medidas de su gobierno el encarcelamiento de los liberales más destacados. Durante los meses siguientes la monarquía necesitó asentar y legitimizar su poder absolutista, utilizando para ello cualquier elemento de propaganda que estuviera a su alcance. Fue durante estos meses cuando surgió la composición de Garay, como una obra que ensalza la figura de Fernando VII como ídolo patriótico (Garay dedicó la obra al monarca), al mismo tiempo que alaba el importante papel que jugó la religión durante los años de la contienda.

Tras consultar las fuentes documentales que hay sobre esta obra podemos apreciar que dicha composición recibe distintas denominaciones en función de la fuente consultada. De esta forma, las particellas conservadas en el Archivo Histórico Diocesano de Jaén (Fondo Musical, signatura 39/8) se refieren a esta obra como "Drama en Música", mientras que en la partitura general conservada en dicho archivo aparece el término "Ópera". La edición del libreto titula esta composición como "Obra en dos actos puesta en música". Por último, una crónica escrita en 1913 por el cronista jiennense Alfredo Cazabán nos habla de esta pieza como un "Poema político-musical", término que nos parece el más completo de los utilizados hasta ahora, pues recoge el aspecto literario de la obra (que está íntegramente escrita en verso), el aspecto ideológico (una obra de carácter patriótico) y el aspecto musical de la misma.

Para la edición musical de esta obra he utilizado tres fuentes: las particellas (un total de 15 cuadernillos) conservadas en la Catedral de Jaén, que tomé como principal fuente musical para la trascripción; la partitura general, conservada también en la Catedral de Jaén y formada por un solo cuadernillo de 87 folios (fuente utilizada sobre todo para unificar matices y compases de espera de los distintos instrumentos y voces); y un juego de particellas conservadas en la Biblioteca del Palacio Real de Madrid, utilizadas principalmente para transcribir las partes de coro.

En cuanto a la edición literaria de la obra he utilizado la edición del libreto de 1815. En la portada de este libreto aparece la siguiente inscripción: Compendio sucinto de la revolución española. Obra en dos actos puesta en música por D. Ramón Garay, prebendado y maestro de capilla de la Santa iglesia Catedral de Jaén. Quien la dedica a nuestro augusto soberano el señor Don Fernando VII que Dios guarde. Año de 1815. En la imprenta de la viuda de Barco. Con las licencias necesarias. Debemos señalar que hay ligeras diferencias literarias entre la edición del libreto y el texto que aparece en las fuentes musicales, diferencias que he ido solventando tomando como modelo la edición impresa del libreto.

Compendio sucinto de la revolución española narra, o mejor dicho, canta los principales acontecimientos que tuvieron lugar durante los años de la Guerra de la Independencia española. Esta composición viene a demostrar que "los pecados de la España han sido la causa de que Dios la castigue, permitiendo la cautividad de su Rey". De esta forma cuando el pueblo español se muestra arrepentido, Dios decide ayudar en la contienda a la nación española, expulsando a los franceses y liberando al monarca Fernando VII.

Este Drama musical consta de treinta números musicales, distribuidos en dos actos. El acto primero comprende veinte números musicales distribuidos entre las siguientes escenas: Prisión del Rey; El dos de mayo; Excitación al levantamiento de la provincias; Levantamiento casi general de la nación; Batalla de Bailén; Movimiento de Madrid al saber la Batalla de Bailén; Entrada de la tropa en Madrid; Encuentro de los ejércitos en Castilla. El acto segundo contiene diez números musicales repartidos en cinco escenas: Madrid y casi toda la España oprimida; Lamentos de la España oprimida; Sucesos victoriosos; Entrada de los ejércitos en Francia; Rescate del Rey y su vuelta a España, además de un Resumen de la obra en coplas y una Escena final. Las formas utilizadas por Garay para esta composición son arias (en su mayoría escritas para un cantante), recitados (escritas también para un personaje) y números corales que mantienen una forma de coplas más estribillo (los números corales suelen estar interpretados por el coro de solistas y un coro general).

Compendio sucinto de la revolución española está escrito para cuatro cantantes: un Ángel (Soprano), España (Contralto), un Patriota (Tenor) y un Afrancesado (Bajo). La orquestación consta de once instrumentos además de un coro "general" diferente al coro formado por los cuatro solistas. Ramón Garay, autor además de 10 sinfonías, demuestra en esta obra sus amplios conocimientos instrumentales, haciendo un uso más que exquisito de los recursos orquestales.

El aspecto estructural más interesante de esta composición estriba en que es una obra escrita íntegramente para ser cantada, es decir, en ningún momento (y ésta es la gran diferencia con respecto a obras de la misma temática y de la misma época) aparecen diálogos o narraciones habladas: todo el texto de la obra es cantado. Además, el texto está escrito en verso, una versificación que es bastante estricta en las arias y números corales (Garay sólo utiliza versos hexasílabos y octosílabos para estos números musicales), mientras que en los recitados esta versificación se vuelve más flexible. El hecho de que tanto el texto como la música fuesen escritos por Garay demuestra, no sólo la amplia formación humanística que tenía el músico asturiano afincado en Jaén, sino una estrecha relación entre música y texto. Un análisis minucioso de la obra nos arroja bellísimos pasajes donde, por medio de una retórica musical muy interesante, Garay utiliza la música como medio para reforzar el sentido del texto.

SINOPSIS ARGUMENTAL

Acto I

Un Ángel recuerda que la Guerra contra Napoleón Bonaparte y el cautiverio de Fernando VII en Francia son un castigo de Dios a España por sus pecados (nº 2 "Oh España, nación esclarecida"), al igual que ya hizo con el pueblo de Israel (nº 3). El Patriota anuncia y describe el alzamiento del Dos de mayo de 1808 en Madrid (nº 4-6). Sólo la amargura y la violencia cesarán cuando el cielo devuelva al joven rey español, canta el Patriota. El coro exhorta a tomar ejemplo de los patriotas de Madrid y a grabar en la memoria el heroico levantamiento (nº 7, "Cantad patriotas").

En la tercera escena (nº 8 y 9), España incita a las provincias a sublevarse contra las tropas napoleónicas. A finales del mes de mayo las insurrecciones se generalizan y se constituyen las Juntas locales (Valencia, Zaragoza, Sevilla). España se admira en la escena intitulada "levantamiento casi general de la Nación" (nº 10 y 11) porque "hace explosión la justa revolución". Llega la primera derrota del ejército napoleónico en la batalla de Bailén (19 julio de 1808), anunciada por el Ángel (nº 12) y cantada por el coro y los solistas (nº 13) en un tono descriptivo ("Ya se cruza el tiroteo" o "Artilleros, fuego", etc.). Los "ilustres guerreros" de Bailén tienen la gloria (nº 14 y nº 15), aunque la victoria es de Dios ("tuya es la victoria, tuyo es el galardón", copla del Patriota en el nº 15).

En Madrid, el Afrancesado se lamenta de la victoria de Bailén y maldice a los generales Castaños y Reding (nº 17 y 18). La sonada derrota francesa inquieta a este arribista afrancesado, que ve peligrar la fortuna que ha amasado gracias a la colaboración con los ocupantes: de simple figonero pasó a ser comisario de policía y ahora espera incluso "tener la legión de honor". Entran en Madrid las tropas de Castaños y González Llamas [el 5 de septiembre de 1808] y el ejército francés se repliega hacia el norte del valle del Ebro. No obstante, el Patriota teme un terrible contraataque napoleónico (nº 19) y en las coplas, a dúo con España, clama la bondad y piedad divinas (nº 20).

Acto II

Se cumplen los presagios del Patriota: el emperador Napoleón interviene directamente en la guerra española al mando de la Grande Armée, un ejército veterano que desbarata y aniquila rápidamente la resistencia española (batalla de Espinosa de los Monteros, batalla de Somosierra, derrota de Uclés...). Los españoles recurren a la guerra de guerrillas, con rápidos y efectivos golpes que van desgastando el ejército francés. El Patriota describe cómo "el íbero defiende su partido" en los montes y valles (recitado nº 21), y el coro responde, amenazando al enemigo: "nada tienes pues no puedes conquistar la voluntad" (nº 22). España, sin embargo, está sumida en la tristeza y la desesperación (nº 23 y nº 24), ya que ve cómo regresan los horrores del pasado.

Aun sin mencionarlo, la acción salta a 1813, tras cinco años de contienda. El Ángel y el Patriota consuelan a España y le anuncian que Dios se ha apiadado de ella (nº 25, recitativo "Oh España, suspende el llanto"). El Patriota le cuenta que el ejército anglo-hispano-portugués ha conseguido victorias en Ciudad Rodrigo, Salamanca (alusión a la Batalla de los Arapiles, al mando del primer duque de Wellington, el 22 de julio de 1812) y Vitoria (julio de 1813), y ha logrado expulsar al ejército galo. Se alegra el Patriota de la derrota y recuerda que Dios sabe humillar al enemigo altivo (aria nº 26). El coro/pueblo celebra la retirada de las tropas y el favor de Dios (coro nº 27).

Fernando VII regresa a España y recupera el trono en virtud del tratado de Valençay: Ángel, España y el Patriota expresan su júbilo por el fin del cautiverio del rey (nº 28, "España de tu dicho contento"), mientras el Afrancesado se declara decepcionado, lo que no le va a impedir chaquetear: "a los muchachos yo sigo / y lo que dicen digo"). Tras unas coplas que ensalzan al monarca, el Deseado (nº 29), el coro canta con entusiasmo la felicidad de la victoria, aclama al rey, a la patria y a la Religión Santa.

TEXTO

ACTO I

[1] CORO
El cielo se admire
la Tierra se pasme,
los hombres se humillen,
el infierno brame.
Al oír, qué portento,
los prodigios grandes
que el Dios de justicia
y amoroso Padre
ha obrado en el hombre
de un modo admirable.
Los ríos las fuentes
los montes los valles
las plantas las flores
los peces las aves,
aplaudan, publiquen
prodigios tan grandes.

Escena 1ª: Prisión del Rey

[2. Recitativo]

ÁNGEL
Oh España, nación esclarecida
del cielo especialmente protegida,
de poder y riquezas adornada,
de triunfos y laureles coronada,
tu desgracia pecaste pecando,
en frase de la escritura hablando.
Por lo tanto el Dios fuerte y celoso
el Todopoderoso
armado de justicia
visita tu malicia,
permite que tu más fiero enemigo
con máscara de amigo
de horrenda felonía usando
cautive qué dolor al Rey Fernando.

[3. Aria]

ÁNGEL
Cuando el pueblo de Israel
de la Ley fue trasgresor,
el azote y el castigo
sobre él luego se vio.
Entregándose la España
a los vicios sin pudor
la espada de la justicia
puso en manos del Señor.


Escena 2ª: El dos de Mayo

[4. Recitado]

PATRIOTA
Qué es esto Madrid leal, pueblo amado
tu alegría en tristeza se ha trocado.
Si! Oh dolor, oh triste memoria
pues apenas tuviste la gloria
de que Fernando príncipe adorado
por tu Rey aclamado.
Libre de la calumnia e injusticia
que le urdió la malicia
cual otro nardo que inocente
tus calles paseaste y que verse dejase
en triunfo el más luciente.
Entonces cuando esto así sucedía
y en que te complacías
tu joven Rey de buena fe se ausenta
y desde aquel momento la tormenta
más negra y borrascosa
con ardid y saña la más furiosa
contra ti va y os fulmina
y tu destrucción preparaba.
Llegaste en fin
Si podré pronunciarlo
mi lengua titubea
trémolo el labio
articular no puede.
El alma se conmueve
llegaste ¡ay de mí!
Que desmayo llegaste.
Oh terrible dos de Mayo.

[5. Aria]

PATRIOTA
Al gusto más excesivo
y mayor satisfacción
la amargura y aflicción
han venido a suceder.
Con la ausencia de Fernando
como huérfanos nos vemos
por tanto al cielo clamemos
que nos lo vuelva a traer.

[6. Recitado]

PATRIOTA
Oh día de ira, de furor y espanto
en que el dolor la pena y el quebranto
a los ayes y al gemido
hacen que su sonido
hasta el cielo llegue,
infausta suerte
y como en posta ligera la muerte
por las calles y por las plazas caminando
el tributo común va ya cobrando.
Ya se oye la cureña rechinar
y al cañón y al fusil disparar.
En el prado y el parque dolor fiero
a violencia del fuego y del acero
sacrificadas yacen
víctimas que a la España
honor hacen.
Pero a pesar de escena tan funesta
el madrileño fiel al galo asesta.
Ya todo trance se le ve lidiando
Por la causa de Dios y de Fernando.

[7. Canción]

ESPAÑA, ÁNGEL, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Estribillo
¡Cantad patriotas!
y unidos decid
de amor y lealtad
ejemplo es Madrid.

Copla 1ª
Con letras de oro
y tablas de marfil
se grabe memoria
que diga así.

Copla 2ª
El día dos de Mayo
del año de mil
ochocientos ocho
fue heroico Madrid.

Copla 3ª
De pechos constantes
hizo rebullir
que al galo orgulloso
bajó la cerviz.

Copla 4ª
Por Dios, Patria y Rey
se vieron vender
sus vidas, qué asombro
a más de dos mil.

Escena 3ª: Excitación al levantamiento de las provincias

[8. Recitado]

ESPAÑA
Provincias leales del Rey amantes
cuyo timbre mayor es ser constantes.
Unid íntimamente vuestra fuerza
y al galo resistidle con firmeza.
El honor y la Patria así lo pide
y la recta justicia lo prescribe.

[9. Copla]

ESPAÑA, ÁNGEL, PATRIOTA Y AFRANCESADO
¡Alerta, alerta, españoles!
del letargo despertad.
pues tenéis en vuestro suelo
al común fiero rival.


Escena 4ª: Levantamiento casi general de la Nación

[10. Recitado]

ESPAÑA
Oh día de San Fernando, dichoso
para la España glorioso
por que en él hace explosión
la justa revolución
que en los fastos de la historia
época [debe] hacer su memoria.
Ya se notan los pueblos alarmados
y por su Rey cautivos declarados
ya en su nombre gobierno estableciendo
y el buen orden poniendo
y ya preparando auxilio y gente
para hacer al enemigo frente.

[11. Aria]

ESPAÑA
De todo español
en tan justa lid
vencer o morir
sea la opinión
vencer o morir.
Y miren qué gloria
en el combatir
a un Carpio a un Cid
que imponga terror.


Escena 5ª: Batalla de Bailén

[12. Recitado]

ÁNGEL
Soldados llegado es
el día en que el francés
quedará escarmentado
de su enorme atentado.
El que a la luz caminaba diligente
cobarde retrocede velozmente.
A Bailen la providencia divina
por teatro de la guerra destina.
Soldados a Dios pedid
su asistencia en la lid,
invocad a María
pues del Carmen es su día,
y batallando por su honra y gloria
sin duda será vuestra la victoria.

Batalla Baylen
[13. Coro]

CORO, ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Las avanzadas se vuelven
las guerrillas se repliegan,
ya se cruza el tiroteo
el enemigo se acerca.
A ellos valientes soldados
envistamos con firmeza.
Artilleros, fuego, fuego,
General descarga sea.
Ay de mí gran Dios piedad,
muero por vuestra defensa,
el calor ya nos fatiga
y la sed nos atormenta.
Virgen Santa socórrenos.
Viva España Francia muera,
de cadáveres qué horror
se va cubriendo la tierra.
El enemigo se desmaya,
la victoria es ya nuestra,
capitulación ya nos piden
pues el fuego se suspenda.

[14. Recitado]

ESPAÑA
En efecto dieciocho mil y más enemigos
a discreción son vencidos.
Sus trenes y equipo tan decantado
todo en nuestro poder ha quedado.
Oh Bailén mira cuánta es tu gloria
pues las primicias de la victoria
en tu fértil olivado suelo
pródigo nos la concede el cielo.
Démosle gracias y en unión festiva
nueva canción cantemos que así diga:

[15. Canción]

ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA y AFRANCESADO
Estribillo
Ilustres guerreros
tejed con primor
laureles debidos
a vuestro valor.

Copla 1ª - España
Ceñid vuestra frente
y alegres en Dios
cantad himno nuevo
de gloria y honor.

Copla 2ª - Ángel
Bendito seas siempre
eterno hacedor,
pues hoy tus piedades
con nosotros son.

Copla 3ª - Patriota
Tuya es la victoria,
tuyo el galardón,
tuyo cuanto al hombre
de bueno obró.

Escena 6ª: Movimiento de Madrid al saber la batalla de Bailén

[16. Recitado]

AFRANCESADO
Qué inquietud hay en la corte,
qué es esto,
qué novedad tan grande yo advierto.
El rey José, su digna comitiva
se largan, esta sí que es gran fatiga
para los buenos como yo, que tostada
para quien tiene el alma afrancesada.
Maldito sea Bailén,
Castaños y Reding,
también me han perdido de enojo nuevo
pues siendo mi profesión figonero
me elevó la nueva dinastía
a comisario, juez de Policía.
(Andante)
Qué de onzas no he juntado
qué mesa, qué casa, qué estrado.
Mas ya viene la tropa insurgente,
a recibirle salgo diligente.
Le daré vivas, mostraré alegría,
pues hacer a todos palos en el día,
es muy útil provechosa mañana
para los hombres que son de mi calaña.

[17. Aria]

AFRANCESADO
Qué desgracia me sucede
o qué vuelta de fortuna,
pues subiendo como espuma
todo el Diablo lo llevó.
Con el nuevo orden de cosas
mi bolsillo prosperaba
y muy pronto yo esperaba
tener la legión de honor.
En mi casa diariamente
me suspira para tenía
ya mi corte concurría
gente de igual distinción.
A una grande prefectura
con viveza yo aspiraba,
y cuando esto meditaba
todo se acabó.

Escena 7ª: Entrada de la tropa en Madrid

[18. Coro]

ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Viva la tropa valiente
cuya firmeza y lealtad
alejando nuestros males
nos trae la libertad.


Escena 8ª: Encuentro de los ejércitos en Castilla

[19. Recitado]

PATRIOTA
A la margen del Ebro caudaloso
el francés se retira y fogoso
el español por causa tan sagrada
lo sigue y con el mi de la espada
pero ay de mí.
El monstruo de nuevas gestes
adalid se presenta sañudo y fuerte
y al infernal Apollión imitando
destrucción y tormento va sembrando.
Mas no importa suceda lo que vemos
nuestra causa es de Dios a Él clamemos.

[20. Coplas]

PATRIOTA Y ESPAÑA
Copla 1ª
Señor Dios de las alturas
en cuyas manos está
la suerte de las naciones
socórranos tu bondad.

Copla 2ª
Sálvanos Dios que perecemos
si la mano no nos das
y aunque somos delincuentes
es más grande tu piedad.

ACTO II

Escena 1ª: Madrid y casi toda la España oprimida

[21. Recitado]

PATRIOTA
¡Oh con qué grande rigor y eficacia
nos sigue la desgracia,
pues la noble Madrid de nuevo gime
el tiránico yugo la oprime
sufriendo igual suerte que tormento!
Quasi [sic] toda la España cruel lamento!
Mas no obstante de estar así abatido
el íbero defiende su partido
y en los montes, prados, valles, sierras
al galo lo devora en parcial guerra.

[22. Coro]

ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Por más terreno que ocupes
francés furioso y tenaz,
nada tienes pues no puedes
conquistar la voluntad.


Escena 2ª: Lamentos de la España oprimida

[23. Recitado]

ESPAÑA
¡Oh cuan grande es mi aflicción
en tan triste situación!
Y a mi suelo hispano
vico hermoso
trocado es
en cuadro lastimoso,
en que se ven al vivo renovados
los horrores de los siglos pasados.
Y pues de angustia o cielo me enajeno
y miro del profeta el treno.

[24. Aria]
ESPAÑA
Inundada de tristeza
cual viuda en opresión
mi alimento es la amargura
y mi sueño la aflicción.
Oh viadores compasivos
que prestáis vuestra atención
ved si hay pena si hay tormento
semejante a mi dolor.

Escena 3ª: Sucesos victoriosos

[25. Recitado]

ESPAÑA, ÁNGEL Y PATRIOTA
Ángel
Oh España suspende el llanto y el gemido
pues Dios de tí compadecido,
su justicia en piedad ha cambiado
y en la lucha estará a tu lado.

España
A quien yo temeré con su asistencia.

Ángel y España
Bendita para siempre tu clemencia.

Patriota
Oh Señor,
cuan benigna ya se muestra
con nosotros tu diestra.
Obras son de tu poderosa mano
los triunfos que el ejército anglo-hispano
tan cumplidamente ha conseguido
sobre el galo atrevido.
Ya es de ciudad Rodrigo lanzado,
ya junto a Salamanca destrozado,
ya en Burgos, ya en Vitoria
el inglés y el español logran su gloria.
Ves cazan la inmortal Pamplona
y ponen sus banderas en Bayona.
Siendo así la soberbia confundida
del veleidoso francés regicida.

[26. Aria]

PATRIOTA
Al galo altivo
que ufano estaba
y se jactaba
ser invencible
el Dios terrible
sabe humillar.

Escena 4ª: Entrada de los ejércitos en Francia

[27. Coro]

ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Las tropas se internan
y en la altiva Francia
de nuevos laureles
adornan sus armas.
Y Dios continuando
finezas a España
le dispensa una,
que admira, que pasma.


Escena 5ª: Rescate del Rey y su vuelta a España

[28. Recitado]

ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Ángel
España de tu dicho contento
llegó el complemento,
pues Dios en justicia
visitó tu malicia
sirviéndose del francés altanero
como instrumento el más fiero.
Ya su poder y bondad
ostentado a favor de Fernando
de la cautividad lo ha librado,
con lo cual ha llenado
tu constante esperanza.

España
A la tormenta sigue la bonanza.
Patriota:
Si mi corazón no dilata el cielo
de alegría yo muero.

Afrancesado
Caramba y que chasco me he llevado
mas ya desengañado
a los muchachos yo sigo
y lo que dicen digo.

Resumen de la obra en coplas

[29. Coplas al Rey]

ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Copla 1ª - Patriota
Fernando querido
al verte triunfando
y el reino mandando
tu grey se alegró.

Copla 2ª - España
Mas fiera tormenta
tu sol eclipsando
rayos disparando
la patria oprimió.

Copla 3ª - Ángel y Afrancesado
Sin padre qué pena
al cielo clamando
por ti suspirando
la patria se vio.

Copla 4ª - Ángel
Y Dios a la España
el yugo quitando
y a ti rescatando
de dicha colmó.

Copla 5ª - Afrancesado
Al verte de nuevo
el trono ocupando
de gozo saltando
está el corazón.

Copla 6ª - España y Patriota
Con lazos estrechos
se están abrazando
y en tí habitando
justicia y amor.

Copla 7ª - Ángel, España, Patriota y Afrancesado
Los años por cientos
tu cuentas reinando
de paz disfrutando
salud y esplendor.

Final
[30. Coro]

ÁNGEL, ESPAÑA, PATRIOTA Y AFRANCESADO
Y pues días tan felices
el cielo dispensa ya,
alegrémonos en ellos
con toda sinceridad.
Y en unión la más perfecta
aclamemos sin cesar
la Religión Santa.
Viva, viva y en toda prosperidad
Viva, viva, el Rey y la Patria,
vivan, vivan, triunfando de la maldad.
Concluyamos repitiendo
el Cántico Celestial:
Gloria a Dios en las alturas
y en la Tierra al hombre paz.

Curriculum Intérprete


María Eugenia Boix, soprano. Nace en 1982 en Monzón (Huesca). Obtiene la Diplomatura en Educación Musical por la Facultad  de Educación de Zaragoza. Simultáneamente comienza sus estudios de canto en el Conservatorio Profesional de Música "Miguel Fleta" de su ciudad natal, obteniendo las más altas calificaciones. Actualmente sus estudios superiores en el Conservatorio Superior de Música de Salamanca con los profesores Mª Ángeles Triana (canto) y Javier San Miguel (repertorio). Amplía sus estudios con diferentes cursos de perfeccionamiento vocal y estilístico con Manuela Soto, Carlos Chausson, David Menéndez, Husan Park, Pedro Lavirgen, Joseba Carril, David Mason, Carlos Mena y Richard Levitt. Asimismo recibe consejos de músicos de otras especialidades de reconocido prestigio como Oscar Ghiglia, Jaime Martín, Santiago Juan, Ricardo Gallén, Xavier Díaz, Juan Carlos Rivera, Wolfgan Litschke o Alberto Zedda. Colabora con diversas agrupaciones: Coro Amici Musicae del Auditorio de Zaragoza, Academia de Música Antigua de la Universidad de Salamanca, Intermezzo S. L., Opera 2001, Ensemble XXI (José Antonio Chic, con el cual ha grabado tres discos, El Bosque encantado, Retratos del Mar y Secretos de Papel) y Música Ficta (Raúl Mallavibarrena). Realiza numerosos recitales con piano, también camerísticos, y es miembro del Dúo Orpheo junto a Jacinto Sánchez (cuerda pulsada; guitarra clásica, barroca, vihuela y laúd renacentista). También pertenece al trío Auf dem Strom (junto a Javier Bonet, trompa y Miriam Gómez-Morán, piano). En mayo de 2007 recibe el primer premio en las "Becas Montserrat Caballé-Bernabé Martí". Ha interpretado el papel de Belinda en Dido & Aeneas y The Fairy Queen de H. Purcell en el Teatro de la Maestranza de Sevilla y en el Festival Mozart de Coruña (Mónica Huguett, Orquesta Barroca de Sevilla), Morgana en Alcina de Haendel (Pilar Montoya), Florilla en Hasta lo insensible adora de A. Literes, dentro del ciclo Siglos de Oro (Madrid) y Otoño en Clave (Valladolid), con Juan Carlos Rivera y Armoniosi Concerti, Norina en Don Pasquale de G. Donizetti (Javier Castro), el Réquiem de Mozart (Alejandro Posada, Orquesta Sinfónica de Castilla y León), Dixit Dominus de Haendel (Federico María Sardelli), Herminie de J. C. Arriaga (final de la IX Concurso Internacional de Dirección de la Orquesta de Cadaqués). Destaca la gira realizada con la Orquesta de Cadaqués, interpretando A Midsummer Night´s Dream de Felix Mendelssohn, bajo la batuta de Sir Neville Marriner. Entre sus próximos proyectos se encuentran una gira de romanzas y dúos de zarzuela con la Orquesta de Cadaqués (Miquel Ortega), Stabat Mater de Boccherini con la Orquesta Filarmónica de Málaga y el papel de Amina en La Sonnambula de V. Bellini (Javier Castro).

Marina Rodríguez Cusí, mezzosoprano. Nace en Siete Aguas (Valencia). Cursa sus estudios en el Conservatorio Superior de Música de Valencia, en la especialidad de oboe y posteriormente canto con Ana Luisa Chova, obteniendo el Premio de Honor "Fin de Carrera". Realiza cursos de técnica vocal e interpretación con Felisa Navarro y E. Obraztsova. Ha sido galardonada en los concursos "Eugenio Marco" de Sabadell; "Festival Lírico de Callosa Densarriá", Internacional de "Música Española en Compostela" y Concurso Internacional "Francisco Viñas" de Barcelona. Ha actuado en las principales salas de conciertos y teatros españoles interpretando Cherubino en Le Nozze di Figaro, Ottone en L?incoronazione di Poppea, Messaggiera en L?orfeo de Monteverdi, Cornelia en Giulio Cesare, Zenobia en Radamisto, Disingano en Il trionfo del Tempo e del Disinganno de Haendel, Madame La Rose en La Gaceta, Pippo en La Gazza Ladra, La Marchesa Melibea en Il viaggio a Reims de Rossini, Smeton en Anna Bolena, Suzuki en Madame Butterfly, Romeo en Capuleti ed i Montecchi, Olga en Eugene Onegin, Zia Principesca en Suor Angélica, Siebel en Fausto, Bersy en Andrea Chernier, Azucena en Il Trovatore, La belle en La Belle et la Bête, Tancredi, La Zorrita Astuta, Otello, Das Rheingold, Götterdämmerung y Der fliegende Höllander de R. Wagner, Salomé y Der Rosenkavalier de R. Strauss. Participa en los estrenos de El Mar de las Sirenas de Báguena Soler, Maror de M. Palau en el Palau de la Música de Valencia, Divinas Palabras de A. García Abril en el Teatro Real de Madrid, Los Pirineos y La Celestina (Celestina) de F. Pedrell en el Gran Teatre del Liceu de Barcelona, entre otras. En el ámbito del oratorio-concierto ha interpretado obras como el Stabat Mater de Pergolesi, Weihnachts-Oratorium y Magnificat de Bach, El Mesías de Haendel, Juditha Triumphans de Vivaldi, Requiem de Mozart, Petite Messe Solennelle de Rossini, Sommernachtstraum, Lobgesang, Die erste Walpurgisnacht de Mendelssohn, Te Deum, Réquiem en re menor de Bruckner, Los Ángeles de R. Chapí, La Damoiselle Elue de Debussy, El Amor Brujo y El Sombrero de Tres Picos de M. de Falla, Alegrías de García Abril y Las Canciones Negras de Montsalvatge. Ha interpretado Zenobia en Radamisto de Haendel en Concertgebouw de Ámsterdam y Musikverein de Viena con la Wiener Akademie dirigida por M. Haselböck; Hermia en A Midsummer Night?s Dream; y Ottavia en L?Incoronazione di Poppea en Staatsoper de Hamburgo dirigida por Simone Young y A. di Marchi. Ha intervenido en La Quincena Musical del San Sebastián, Festival Mozart en Madrid y Coruña, Festival Internacional de Música y Danza de Granada y Festival Sinfonía en Périgord (Francia). Ha participado en la grabación de un DVD de La Zorrita Astuta de L. Janàcek dirigida por Kent Pagano, versión animada en castellano-catalán. Asimismo ha gragado un CD con el Sombrero de Tres Picos para la Warner con la Orquesta Filarmonía de Canarias; y el DVD Tres sopranos con la Zarzuela con la Orquesta Filarmonía. Ha colaborado bajo la dirección de Manuel Galduf, Ros Marbá, Sergiu Comissiona, Alberto Zedda, Walter Weller, David Parry, Peter Maag, A. Allemandi, Marco Guidarini, Franz-Paul Decker, J. A. García Navarro, M. A. Gómez Martínez, Josep Pons, Salvador Mas, Víctor Pablo, José Collado, A. Lombard, Ralf Weikert, Pascual Osa, García Asensio, J. Mena, Eric Hull, Edmon Colomer, M. Haselböck, Angelo Cavallaro, M. Barbacini, John Nelson, Plácido Domingo, Lorin Mazel, Pinchas Steinberg, Petr Kofron y J. R. Encinar. Entre sus próximos proyectos figuran los roles de Olga en Eugene Onegin para el Festival de Ópera de A Coruña, Ottavia de L?Incoronazione di Poppea para el Gran Teatro Liceo, Cornelio de Giulio Cesare para la Maestranza de Sevilla, Il ritorno d?Ulisse in patria para el Teatro Real de Madrid, Marie en Dialogues des Carmelites para el Palau de la Música de Valencia, y Polinesso en Ariodante para el Teatro Campoamor de Oviedo.

Juan Sancho, tenor. Nace en Sevilla en 1982. Tras obtener el título profesional de piano en su ciudad natal con María Floristán, ingresa en la Escola Superior de Música de Catalunya para estudiar con Lambert Climent, donde también recibe clases de Montserrat Figueras y Marta Almajano. Realiza sus estudio en la especialidad "Canto histórico", pero su interés musical abarca desde el barroco al belcanto y el lied, por lo que colabora con grupos especializados en los más diversos repertorios: Les Arts Florissants, Capeia Reial de Catalunya, Les Sacqueboutiers de Toulouse, Orquesta Barroca de Sevilla? Así mismo, ha trabajado con Europa Galante, Mala Punica, Doulce Memoire y Al Ayre Español. Es también debido a dicho interés repertorístico que forma un dúo estable con el pianista gallego Xoán Elías Castiñeira. Entre los grandes directores para los que ha cantado cabe destacar a William Christie, Gustav Leonhardt, Jordi Savall y Fabio Biondi. Ha actuado en algunos de los festivales más importantes de Europa, como Ambronay, Amberes, Brujas y Friburgo; y de España, como Barcelona, Sevilla o San Sebastián. También ha actuado en salas o casas de ópera internacionales del prestigio del Teatro alla Scala (Milán), Barbican Center (Londres), Lincoln Center (Nueva York), Palais de Beaux Arts (Bruselas), Alte Oper (Frankfurt), Cité de la Musique (París), Fundaçao Gulbelkian (Portugal), Teatro Nacional de Praga, Teatro Malibran de la Fenice (Venecia) y en otras nacionales como el Teatro Real (Madrid), Teatro de la Maestranza (Sevilla), Auditorio Nacional (Madrid) o el Auditori (Barcelona). Ha realizado varias grabaciones radiofónicas, entre ellas, para la radio clásica belga Klara, la BBC, Radio France, la radio clásica suiza y Radio Clásica de RNE. En el terreno específicamente operístico cabe destacar su debut en el Teatro Real en L?Orfeo (Pastore III) de Monteverdi bajo dirección de William Christie y también en el Teatro Malibran de la Fenice (Venecia) cantando Virtù de? strali d?amore (Pallante) con Europa Galante bajo la dirección de Fabio Biondi. También ha participado en una gira europea por importantes salas y casas de ópera con Les Arts Florissants y William Christie cantando el papel de Don Carlos en Les Indes Galantes de Rameau. Fue uno de los jóvenes cantantes seleccionados para participar en la edición de 2007 del proyecto Le Jardin des Voix de Les Arts Florissants. Asimismo, fue seleccionado también para participar en la European Music Academy de canto del Festival de Aix-en-Provence en su edición de 2007, donde trabajó con Mikael Eliansen, Bernarda Fink y Graham Clark entre otros. Entre sus futuros compromisos más destacados se encuentra Il ritorno d?Ulisse in patria (Anfínomo) de Monteverdi que tendrá lugar en abril de 2009 en el Teatro Real bajo la dirección de William Christie. En la actualidad se perfecciona en París con el barítono Raphaël Sikorski.

Jonathan Brown, bajo. Nace en Toronto (Canadá). Estudia en las Universidades de Western Ontario y Cambridge (Reino Unido), así como en la Escuela Britten-Pears en Aldeburgh con Sir Thomas Allen y Anthony Rolfe Johnson. Sus roles de ópera incluyen Marcello (La Boheme, Royal Albert Hall, Londres), Belcore (L?Elisir d?Amore), Conde Almaviva (Don Giovanni), Silvio (I Pagliacci), Malatesta (Don Pasquale), Masetto (Don Giovanni), Yamadori (Madam Butterfly), Pastor (Venus y Adonis), Aeneas (Dido and Aeneas). Ha interpretado el papel de Trojan (Idomeneo) para Sir Simon Rattle con la Filarmónica de Berlín en el Salzburg Easter Festival. Recientemente interpreta Orfeo (Pastore) en la Ópera de Lille, Le Chatêlet, París y Ópera du Rhin con Emmanuelle Haim. Sus apariciones más recientes incluyen la Pasión según San Mateo (Christus) en la Sala Barbican de Londres, el Stabat Mater y el Te Deum de Dvorak con la Orquesta Sinfónica Nacional Checa y el Christmas Concert con la Royal Philharmonic Orchestra. Otros trabajos operísticos incluyen Giove (La Calisto) y Orestes (Giasone) para el Festival de Iford, Polyphemus (Acis y Galatea) en Londres y The Ferryman (Curlew River). Hizo su debut con Sir John Eliot Gardiner en Holanda (Naarden) en 2000 como barítono solista en un concierto de las cantatas de Bach y desde entonces ha sido solista regular con interpretaciones en Zurich, Bruselas y París. También ha realizado giras con la Pasión según San Mateo por Europa (España, Alemania y el Queen Elizabeth Hall de Londres) y el Magnificat de Bach, ambos bajo la dirección de Sir Roger Norrington, Saul en el King?s College, Cambridge, la Misa de Nelson en la Catedral de Canterbury, el Requiem kde Brahms, la Petite Messe Solennelle de Rossini y Apollo e Daphne de Haendel. Ha actuado Como solista en las grabaciones para Harmonia Mundi de Dido and Aeneas de Purcell y Venus and Adonis de Blow bajo la dirección de René Jacobs y la Oda a Santa Cecilia de Purcell con Philippe Herreweghe. Además ha grabado los solos de barítono del Requiem de Fauré con la London Festival Orchestra para BMG y el rol de Forester en The Golden Legend de Sullivan para Hyperion.

Albert Recasens, director. Nació en Cambrils (Tarragona). Inició, desde temprana edad, sus estudios musicales bajo la dirección de su padre, el pedagogo y director Ángel Recasens, principalmente en el Conservatorio Profesional de Vilaseca y Salou. En abril de 1986 fue premiado en el Concurso Internacional de Piano "Premi Ciutat de Berga" y en diciembre del mismo año, recibió el Premio CIRIT para fomentar el espíritu científico de la juventud de la Generalitat de Cataluña. Perfeccionó sus conocimientos musicales en la Escola de Música de Barcelona, Conservatorio de Brujas y Real Conservatorio de Gante (piano, dirección, canto coral, historia de la música y composición). Durante su etapa de formación asistió a numerosos cursos y seminarios de pedagogía musical, canto coral y dirección. Paralelamente cursó la carrera de musicología en la Universidad Católica de Lovaina, en las secciones neerlandesa y francesa. En esta universidad se doctoró en 2001 con una tesis sobre las zarzuelas de Antonio Rodríguez de Hita (1722-1787), que obtuvo la Summa Cum Laude. Fue becado por la Generalitat de Catalunya, Direcció General de Recerca (AIRE) para ampliar estudios en el extranjero, y por la Comunidad de Madrid, para realizar un trabajo de investigación postdoctoral sobre La tonadilla escénica en la Universidad Autónoma de Madrid. Ha publicado artículos musicológicos en varias revistas y enciclopedias nacionales y extranjeras. Ha realizado la edición crítica de la zarzuela Briseida, de Rodríguez de Hita, para el Instituto Complutense de Ciencias Musicales y las Canciones instrumentales de Antonio Rodríguez de Hita para la Fundación Caja Madrid (prevista para diciembre de 2008). En 1994 fundó junto a su padre la Capilla Príncipe de Viana, convertida en La Grande Chapelle en 2005, con el que ha llevado a cabo importantes trabajos de investigación destinados a recuperar el patrimonio musical español. Entre las producciones realizadas destacan los encargos para la Sociedad Estatal para la Conmemoración de los centenarios de Felipe II y Carlos V, la Consejería de Cultura de la Comunidad Autónoma de Madrid, la Fundación Caja Madrid y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas. En 2005 fundó el sello discográfico Lauda, con el que está realizando una ambiciosa serie de grabaciones con el conjunto La Grande Chapelle, que ha sido elogiada por la crítica especializada y cuenta con el aval del Consejo Superior de Investigaciones Científicas. Tras el fallecimiento de Ángel Recasens, en agosto de 2007, ha asumido la dirección artística de La Grande Chapelle, con la que trabaja en varios proyectos relacionados con la música policoral y teatral de los siglos XVII y XVIII. Este año, por ejemplo, ha sido invitado a dirigir el concierto de inauguración de la 47 Semana de Música Religiosa Cuenca, el estreno del officium defunctorum de Francisco García Fajer o un programa sobre la Corte española en los festivales de Noirlac y Haut-Jura. Regularmente colabora en cursos y másteres de gestión musical e historia de la música, principalmente en la Universidad Autónoma de Madrid, Universidad Carlos III de Madrid (Máster de Gestión Cultural) y Universidad de Valencia (Máster de Estética y Creatividad Musical). Ha sido invitado a impartir clases magistrales -generalmente junto a su padre- en distintas instituciones de México, Bélgica y España. También ha sido miembro de jurados para varios concursos internacionales de música, como el International Young Artists Presentation (IYAP) de Amberes.

La Grande Chapelle. Se ha erigido en poco tiempo en referencia ineludible en el panorama de la música antigua española, gracias al equilibrio de sus versiones -con acento sobre las voces- y al rigor musicológico. Está ofreciendo con sorprendente éxito una nueva visión del gran repertorio vocal hispano, siempre con experimentados solistas internacionales. Mediante su trabajo concienzudo de recuperación del patrimonio musical español, ya sea en conciertos o grabaciones, se ha granjeado el respeto de las instituciones y la crítica. La Grande Chapelle es un conjunto vocal e instrumental de música antigua con vocación europea. Toma su nombre de la célebre capilla musical de la Casa de Borgoña y, posteriormente, de Habsburgo, que sirvió a la rama española hasta entrado el siglo XVII (conocida también como "capilla flamenca"), y a cuyo frente estuvieron maestros como N. Gombert, F. Rogier o M. Romero. En época del emperador Carlos V, era "la más respetada y excelente capilla de la Cristiandad", según declaraba en 1551 el embajador veneciano Cavalli. Como en su época, La Grande Chapelle está formada por avezados intérpretes procedentes de diferentes países europeos. Esta heterogeneidad de la plantilla constituye un sello distintivo del conjunto, que rehuye la uniformidad tímbrica y da prioridad a los relieves sonoros. Además de fomentar la amalgama de distintas técnicas y escuelas musicales, se pretende crear una plataforma para el encuentro y el intercambio de ideas que enriquezca nuestro conocimiento del pasado.

La Grande Chapelle, fundada por el maestro Àngel Recasens, inicia su empresa en 2005 a partir de los resultados de la antigua Capilla Príncipe de Viana. Dicha transformación fue motivada por la necesidad de emplear grandes efectivos, a la luz de las investigaciones musicológicas propias llevadas a cabo en los últimos años. La música sacra centra primordialmente el interés de La Grande Chapelle, como corresponde a una capilla musical. Su principal objetivo es realizar una nueva lectura de las grandes obras vocales de los siglos XVI a XVIII, con especial predilección por la producción policoral del Barroco, especialmente la española. Al mismo tiempo, tiene el propósito de contribuir a la acuciante labor de recuperación de repertorio músical hispano. De ahí que, desde su seno, se estimule la investigación (acopio de materiales, inventario, estudio y transcripción), el estreno de repertorio desconocido, la grabación discográfica e incluso la edición de obras según la metodología científica más contrastada.

Cada interpretación se apoya en una rigurosa investigación musicológica sobre las fuentes musicales y el contexto histórico-productivo, evitando, no obstante, caer en la tentación del fundamentalismo estéril que aleje al músico de su principal cometido. La Grande Chapelle ha actuado en los principales ciclos o festivales de España (Madrid, Barcelona, Bilbao, Sevilla, Granada, Peralada, Cuenca, Salamanca, Santiago, Pamplona, etc.) y ha sido invitada a realizar giras por Bélgica, Francia, Alemania, México, Japón y China. En 2005, inició una ambiciosa serie de grabaciones en Lauda, el sello de La Grande Chapelle. Sólo en el primer año editó: Entre aventuras y encantamientos. Música para don Quijote (LAU001), Requiem para Cervantes. Mateo Romero: Missa pro Defunctis (LAU002), El vuelo de Ícaro. Música para el eros barroco (LAU003), que han sido elogiados por la crítica especializada. En el 2006, la atención del conjunto se dirigió hacia dos de los principales compositores españoles del siglo XVIII: José de Nebra (Vísperas, LAU004) y Antonio Rodríguez de Hita (Canciones instrumentales, LAU005). Lauda firmó ese año un convenio con el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) para editar conjuntamente discos de música española. El ambicioso trabajo El gran Burlador. Música para el mito de Don Juan (LAU006, 2007) encargo de la Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales, el Ministerio de Asuntos Exteriores y el CSIC, ha sido premiado con el Orphée d?or 2008 de la Académie du Disque Lyrique de Francia. Este año, Lauda ha editado los registros Joan Pau Pujol. Música para el Corpus (LAU007) y el Oficio de difuntos de Francisco García Fajer (LAU008), este último en ocasión del bicentenario de 1808. El conjunto colabora con otras instituciones públicas y privadas, principalmente realizando programas de encargo. Tras el fallecimiento de Àngel Recasens en 2007, Albert Recasens ha asumido la dirección artística del conjunto.

Volver atrás

           logotipo facebook   logotipo twitter

logo úbeda y baeza patrimonio de la humanidad

logo rema

logo fest clásica

logo premio publico

CSIC